El UBU se viene con el subcampeonato
El UBU se viene con el subcampeonato

El UBU se viene con el subcampeonato

Diario de Burgos. Más no se le podía pedir. Roto por el cansancio, con una jugadora importante lesionada (Mariana Alves) y con un monstruo de equipo enfrente, el Universidad de Burgos CV Diego Porcelos vendió muy cara su derrota en la final de la Copa de la Reina y de esa forma se hizo con un brillante subcampeonato, el cuarto de su historia.

Con la novedad de Mireya Delgado en el equipo inicial en lugar de Alves inició el cuadro burgalés el choque, en el que el Murcia 2005, con cuatro puntos de Priscila Rivera, dos de ellos al saque, marcó enseguida las primeras diferencias (1-5). Sin embargo, un remate de Mireya Delgado y dos bloqueos de Regina Miloserdova acercaron al cuadro burgalés (6-8) y un saque directo de la propia Mireya obró el empate (8-8).

A partir de ahí el UBU cogió confianza y un punto en la red de Sara González le dio la primera ventaja (10-9), tirón que provocó dudas entre las murcianas y que llevó a las burgalesas a irse 11-14.

Mireya Delgado estaba incomensurable, quizá algo impropio debido a su juventud (18 años), y contagió de entusiasmo a sus compañeras (13-16). Tan mal lo veía Hilarión González, técnico cubano del Murcia 2005, que relevó a una fallona en recepción Diana Sánchez (ya no jugaría más) y dio entrada a Arkía El-Ammari, capitana de la selección española.

No frenó eso al UBU (13-18) y su rival tuvo que usar su primer tiempo muerto, 30 segundos que esta vez sí le hicieron reaccionar. Además, fue El-Ammari, con tres remates en diagonal, la artífice de ello, teniendo que pedir José Miguel Pérez su primer y segundo tiempos muertos (17-20 y 20-20).

De esta forma calmó a sus jugadora, que retomaron el pulso al set, y el UBU volvió a coger la delantera con un remate de Mireya Delgado, llegando incluso a gozar de una bola de set tras un primer tiempo de Marcelinha Gonçalves sobre Sara González (24-23).

Sin embargo, no fue suficiente y Priscila Rivera, autora de 8 puntos en el set, hizo reaccionar a su equipo y el Murcia 2005 se acabó apuntando la primera manga con un bloqueo de Eric (25-27).

Perder un juego que ya acariciaba hizo además daño en el Universidad de Burgos, que arrancó muy inseguro el segundo parcial y seguía sin poder con la dominicana Rivera (2-8). Esa desventaja sería ya un lastre para las capitaneadas por Pepo Garrido y el set fue poco a poco camino de su desenlace final, bastándose las murcianas con su saque seguro y su ataque letal para acabar llevándoselo por un claro 14-25.

La final se le empezaba a escapar al UBU, ya visiblemente cansado tras su gran desgaste en cuartos y semifinales, pero Soraya Santos lo inició muy segura en ataque (tres remates) y Regina Miloserdova con el saque, lo que llevó al cuadro burgalés al primer tiempo técnico con ventaja (8-4).

Una renta que conservó hasta el 13-10 y que llevó a Murcia a cambiar de colocadora -entró Ana Boladeras- y a relevar a la central Eric por la internacional española Ati García. Además, un ataque dudoso de Ana Ibis Fernández y la consiguiente protesta -justa del todo- de José Miguel Pérez (tarjeta amarilla) llevaron al vigente campeón a reaccionar (13-12), aunque el UBU no se amilanó (16-17).

Además, Noemí Coloma, que salió al saque acercó al cuadro burgalés del 18-20 al 22-23, pero el Murcia 2010 ya no se inquietó y a la segunda oportunidad cerró el set y el partido con un último ataque de Priscila Rivera (23-25).

Luego, lloros primero, pero alegría total después de un UBU que había hecho una gran Copa.